EL INFIERNO

PICASSO

m
m
m
m
m
     



Canito en el Infierno

“nosotros también entramos en el oscuro túnel
de invisibles guardianes, una luz al fondo y Canito
de corazón incansable.”

Comentario

Los festejos, mitad día - mitad noche, del verano tardío en Sevilla son para un servidor, que tiene por afición parar el tiempo, los momentos más sentidos de toda la temporada. Verdaderamente estas tardes se nos paran un poco y todos aprovechamos para saborearlas.

Son momentos de una luz increíble donde el tiempo como un balón grande, blando y silencioso va golpeando lentamente de un lado para otro dentro del círculo de la plaza.

Las panarras de siempre salen en el tercer toro a cumplir su misión de librarnos del millón de mosquitos de cada noche, y el polvo que no tiene en cuenta la avería del camión del agua también parece que se asienta solo.

.. y Canito ya es la segunda vez que en esta tarde - noche se va a la puerta del infierno …

Mirando, o mejor dicho escudriñando la situación, con el lente largo va y me dice Antonio, el compañero fotógrafo en la Puerta del Príncipe “fíjate bien que hay una luz al fondo”.

Efectivamente ahí está la luz, el polvo, la Maestranza , y ese tiempo imposible de captar con ninguna cámara.