22 Abril Domingo
Toros de Puerto y
Ventana de San Lorenzo
LUIS VILCHES
EDUARDO GALLO
P.Gutiérrez "EL CAPEA"

TEMPORADA
2007 SEVILLA

TEMPORADA
2005 SEVILLA

22
ABRIL
   
 Fuera de
Abono


Con más de tres cuartos de entrada en tarde espléndida, se lidiaron 6 toros de Puerto y Ventana de San Lorenzo, muy bien presentados, bravucones y de buen juego en general a excepción del sexto. El mejor el segundo con mayor recorrido y nobleza.

Luis Vilches, de verde gay. Ovación con saludos en ambos
Eduardo Gallo, de coral y oro. Silencio en ambos
“El Capea”, de verde oliva y oro. Silencio en ambos


1
Luis Vilches

2

3

4

5

6

7

8

9

10
Eduardo Gallo

11

12
El Capea

13

14


15


16


SE VEÍA VENIR - Por Ignacio de Cossío

Corrida manejable y con mucho que torear más en Lisardo que Atanasio se lidió, mal que bien, ayer en la Maestranza. Nada que ver con el temple, la clase y la despaciosidad de Manzanares; el arte de El Cid; el valor de Castella; y la izquierda de Talavante días anteriores. La corrida fue aburrida y larga. Por cierto, no hay derecho que los enganches, estropeen año tras año las corridas de por la tarde, así el ruedo se disfrazó de nuevo de pista de patinaje y dos veces besó el albero El Gallo por una de Zamorano.

Vilches aseado en sus dos toros y matando tan mal como en todas sus corridas en Sevilla. Recordemos los pinchazos con la de Victorino y Cebada, preocúpate Luis lo antes posible si no quieres peder el tren. Serio y por encima de sus adverdarios estuvo el de Utrera ante un lote soso que debió exponer un poco más y jugársela del todo. Mucho oficio y demasiadas voces en la faena de muleta en su primero. Cuatro verónicas de mucho mérito acompañan al diestro sevillano en preámbulo del cuarto. El animalito era un toro inválido pero con calidad, Luis lo sabe y lo entiende. Algún derechazo y algún que otro natural pero nada más, y ahora el toreo pide algo más.

Tarde aburrida sin emoción también cuando torean Gallo y Capea. Eduardo hace un esfuerzo con la diestra toreando muy despacio pero le falta también algo…Lo intenta con las sanjuaneras casi al final, tras otra serie templada, pero nada de nada, no hay nada que hacer en una Sevilla que ha visto a Manzanares. Los de Salamanca también llegaron tarde. Con el último toro Eduardo Gallo debió perderle un paso, darle más espacio, porque el toro se rebrincó en cada envite de su la muleta. Es la hora de apretar el acelerador y el torero se le olvida el reloj en casa toreando sin acople y decisión. Otro que tal baila. El Capea no liga al toro en su muleta. Es insoportable ver bailar a un torero. Su primero no tiene clase pero también deja hacer y el torero se pone y se quita, el toro se quita y se pone. Todo quedó en tablas, pero ¿dónde estamos? En el sexto pocas opciones hubo la verdad sea dicha, el toro el peor y eso que lo tenía todo: poca clase, mirón, esperaba y siempre al pecho. Lo que quieran pero a este Castella hace otra cosa y Talavante también. Pero claro El Capea es otro torero y espera mejor ocasión de jugarse los muslos. Mi pregunta queda en el aire ¿Madrid pondrá o refrendará el sitio y la disposición demostrado por estos toreros en Sevilla?